sábado, 19 de noviembre de 2011

Despropósitos

Recortes. No tengo el anzuelo. Estoy, digo, esto es la carnada. Pez se
escribe pero debo recortar las aletas. No quiero recortar. Prefiero
zambullirme en mi red sinforme. Yo también soy escritor. Aunque hoy no
tengo el anzuelo para pescar palabras, solo tengo escamas en mi
habitación. Pero tengo la carnada o la carne encarnada o la piel hecha un
tubo donde caigo sin salir. En este mar no existe una metáfora, es decir,
la metáfora se volvió libre de todo nexo y los peces pican a pesar de la
sin ilusión. Si alguien acerca su cámara hasta aquí verá que el ojo del pez
es un doble lente y que el recorrido de la escritura es igual. El mar no es
diferente de este letargo o insoportable pesadez. Dame mi anzuelo. Pez.
Debo pescar mi carnada. Está mal dicho. Pero la escritura también se
confunde y toma al pez de la cola. Por eso hoy caigo como un zeppelín de
fuego. Y las palabras salvan. Explico sin un fin. Solo quiero derramar un
poco de escamas en tu plato hondo. Porque el pez no puede sin sus ex-
camas, por eso.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Me resultaron un impacto estos despropósitos. Me encantó. Solo puedo decir eso.

José W. Legaspi dijo...

"Solo quiero derramar un poco de escamas en tu plato hondo"... todo el poema me dio ternura, una sensación de ternura, enorme, ... me gustó querida, eres exquisita

Anónimo dijo...

encierros de la pecera, donde
un gato persa pesca, expectante
las uñas dormidas y la mirada calva
ese pez de cabellos dorados
lo intuye, lo signa, lo abruma
distancia es el agua, burbuja
una boca de vidrio, hambrienta
como tu única salida.

k

lyn dijo...

paula, empiezo a leer ¨recortes¨ y recuerdo unos fragmentos de un texto mío que quisiera compartir contigo:
pedazos partes
como si este fuera el libro de recortar y agrupar
como si debiera llevar siempre mis tijeras
separando las horas.

la tarde en que llegué
habían hecho un círculo
círculo para el baile atávico
ritual donde nos convertiríamos
en las guardianas del libro
las tijeras
las horas.
soy eilyn, cubana y puedes contactarme también en editora.lombard@gmail.com
te encontré en la antología de poetas cubanos y uruguayos, por eso también quise contactarte